Preguntas frecuentes sobre las cápsulas de aprendizaje

Con la pandemia actual, establecer una cápsula de aprendizaje podría ser la mejor opción para usted y su familia.

 

Para empezar, le dejamos algunas preguntas para reflexionar:

¿Qué es una cápsula de aprendizaje?

Una cápsula de aprendizaje es una pequeña cantidad de familias agrupadas —frecuentemente con una proximidad geográfica y relaciones existentes (compañeros de escuela, vecinos, niños exploradores, ligas menores, coro para presentaciones, iglesia, etc.)— para compartir el apoyo educativo, los costos, el enriquecimiento y las experiencias sociales.

 ¿Por qué me interesaría comenzar una?

 

Muchos distritos escolares están ofreciendo instrucción únicamente virtual o híbrida durante la pandemia, y existe una incertidumbre importante sobre la modalidad en que los estudiantes asistirán a la escuela en el futuro. Las encuestas también muestran que muchos padres preferirían esperar a que se optimice la reapertura de las escuelas o se descubra una vacuna. Numerosas familias están explorando las cápsulas de aprendizaje como una opción segura, ya que temen que haya mermas en el aprendizaje y desean la socialización y enseñanza presencial para sus hijos.

 

¿Cómo ayudará a mi hijo?

Las cápsulas de aprendizaje ofrecen a los niños un entorno de aprendizaje social estructurado, y a su vez permiten a los docentes y niños permanecer seguros al minimizar la interacción con los demás. A su vez, formar una cápsula de aprendizaje permitirá que los padres que trabajan confíen en que sus hijos completen sus clases sin supervisión parental directa.

 

¿Cómo organiza/se une a una cápsula de aprendizaje/qué necesitará?

 

Primero, debe decidir si desea unirse a una cápsula de aprendizaje preexistente o crear la suya. Si prefiere unirse a una cápsula preexistente, puede encontrar una realizando búsquedas de Facebook o mediante una lista de correo electrónico de vecinos, como Nextdoor. También puede visitar el grupo de Facebook Pandemic Pods (Cápsulas pandémicas) a fin de obtener información útil para encontrar una cápsula de aprendizaje que sea adecuada para su familia. Si elige comenzar su propia cápsula de aprendizaje, le dejamos las siguientes preguntas para reflexionar:

 

¿Cuánto costará mi cápsula de aprendizaje? ¿Puedo unirme a una a través de mi escuela?

 

Las cápsulas cuestan entre $30 y $100 por hora, y a veces más. Por ejemplo, una cápsula para cuatro niños de edad preescolar cuesta unos $2,100 por niño por semestre. El costo de su cápsula de aprendizaje dependerá de aspectos como el docente que se contrate, los materiales que se utilicen y la ubicación de la cápsula.

 

Si cree que no le alcanza el dinero para comenzar o asistir a una cápsula de aprendizaje o que simplemente no está dentro de su presupuesto en este momento, muchos distritos y estados están reconociendo que las cápsulas son una gran forma de preservar la seguridad de los niños y mantener el aprendizaje, y están brindando recursos o infraestructura para que sea posible disponer de ellas sin costo alguno o brindar recursos para que usted se encargue de organizar todo.

 

Si eso no sucede en su estado o distrito, no dude en ser un defensor para su hijo. Los legisladores deben ser flexibles para que cada niño esté en un entorno donde pueda progresar, y no hay una respuesta educativa que se sirva para todos. Nos encargamos de la defensoría de padres. Envíenos un correo electrónico o visite nuestro sitio web para que lo podamos ayudar.

 

Preguntas clave:

 

¿Cómo será mi cápsula de aprendizaje?

  • ¿Cuántos niños habrá en su cápsula?

  • ¿Es un hogar único o una “cápsula” de múltiples hogares?

  • ¿Cuál es su formato preferido (híbrido, presencial, virtual)?

¿Por cuánto tiempo está pensando tener una cápsula?

  • ¿El comienzo del año? ¿Todo el año? ¿Un reemplazo de tiempo completo para la escuela o un complemento de tiempo parcial para lo que ofrece una escuela local o del distrito?

  • ¿Cuántas horas por día pasarán sus hijos en las cápsulas de aprendizaje? Algunos padres están eligiendo una opción de 8 horas, mientras que otros padres están eligiendo una opción de 4 horas.

¿Qué necesita su hijo?

  • ¿Cuáles son las fortalezas y debilidades de su hijo? ¿Desea que un docente trabaje en un área específica o en una amplia variedad de áreas con su hijo?

  • ¿Desea que el docente diseñe un currículo, ya tiene uno o le han proporcionado uno?

  • ¿Cómo manejará las necesidades de educación especial o dificultades de aprendizaje?

 

¿Cómo encuentro a un docente?

  • En sitios como Learning Pods (Cápsulas de aprendizaje), Selected for Families: Learning Pods and Private Teachers (Selecciones para las familias: cápsulas de aprendizaje y docentes privados) y varsitytutors.com, solo por nombrar algunos. Prenda.com también puede ayudarlo a encontrar o convertirse en una “guía” para una capsula local o su propia cápsula.

  • El grupo de Facebook Pandemic Pods (Cápsulas pandémicas), que se mencionó más arriba, es un centro para padres que buscan formar cápsulas de aprendizaje y obtener más información sobre ellas. Además de esta sección principal, hay grupos de Facebook locales para ciudades y condados determinados.

 

Seguridad, seguros, impuestos

  • ¿Cómo realizará las verificaciones de antecedentes y de agresiones sexuales de su docente? Algunos servicios de búsqueda de docentes lo harán por usted.

  • ¿Ha investigado sobre los seguros e impuestos para su docente?

 

¿Cómo mantengo la seguridad de mi familia mientras participamos en una cápsula de aprendizaje?

 

Se recomienda que las familias eviten socializar con personas fuera de su cápsula de aprendizaje; si deben hacerlo, se espera que utilicen mascarillas y practiquen el distanciamiento social. También podría ser útil hablar con otras familias de su cápsula acerca de las reglas y pautas que se implementarán para ayudar a que todos estén seguros; ¿se exigirá la utilización de mascarillas? ¿Las familias de la cápsula se realizarán pruebas regularmente? ¿Qué hará si algún resultado da positivo?

 

¿Dónde debo tener mi cápsula de aprendizaje?

La respuesta a esta pregunta depende en parte del lugar donde viva. Si vive en un lugar cálido y seco, debería contemplar la idea de tener la cápsula en el exterior; por ejemplo, en el jardín de alguien o en un parque. Si vive en un lugar donde el clima no es muy propicio para tener su cápsula en el exterior, la mejor opción es encontrar un lugar techado con la ventilación adecuada y la posibilidad de que los estudiantes y docentes estén separados durante las clases, cuando sea necesario. Muchos centros comunitarios y organizaciones sin fines de lucro están prestando sus espacios para estos fines. Los distritos escolares que facilitan cápsulas también están ofreciendo espacios físicos.